Usted está en: Inicio / Desgarros Musculares

Desgarros Musculares

diabetes mellitus


La ruptura de la masa muscular


Contenido


¿Qué son los desgarros musculares?


Son lesiones musculares que suceden en consecuencia de un esfuerzo excesivo, que puede ser por un estiramiento más allá de la capacidad o por una contracción muscular que supera la capacidad de resistencia a la tensión, es aun mas común cuando no hay calentamiento previo a la actividad.



Esta lesión provoca un rompimiento de la masa muscular, lo cual conlleva a mucho dolor, además de que  el desgarro se acompaña del rompimiento de los vasos sanguíneos que recorren el músculo afectado, por lo que también va a generar un gran hematoma.



Factores de riesgo


Las situaciones que predisponen a un desgarro muscular son:

  • Sedentarismo: Disminuye la resistencia del músculo como un todo.

  • Mala alimentación: Provoca que las fibras musculares se adelgacen y sean más propensas a romperse.

  • Circulación deficiente: Hace que el músculo no reciba la irrigación suficiente que el ejercicio le demanda.

  • Enfermedades metabólicas como diabetes

  • Traumatismos

  • Cuando hay fatiga muscular extensa.

Volver arriba



Causas

  • Golpes o caídas
  • Estiramiento súbito o brusco sin pre calentamiento
  • Contracciones violentas del músculo
  • Cuando una carga excesiva se someta al músculo



Síntomas

  • Inflamación
  • Dolor súbito intenso. Se describe como una puñalada.
  • Hematoma considerable (en lesionas mas extensas)


Volver arriba



Tratamiento en Terapia Física


En el momento en que ocurre la lesión debe aplicarse hielo para reducir la inflamación.


La crioterapia se aplicará por las primeras 72 horas por 10 o 15 minutos sobre la zona lesionada, con el fin de que produzca los siguientes efectos:

  • Disminución de la temperatura
  • Disminución del metabolismo tisular
  • Disminución del dolor
  • Disminución del espasmo muscular
  • Disminución del flujo sanguíneo


Se puede aplicar la terapia de frío mediante las siguientes técnicas:

  • Hielo machacado en una bolsa envuelta en una toalla
  • Compresas frías de gel
  • Aerosoles refrigerantes


Es recomendable que entre cada aplicación del frió se vende el área a tratar y se mantenga en reposo.


El vendaje compresivo es necesario también. Lo recomendado es dejarlo por 20 minutos seguido por  descansos de 5 minutos, y luego se coloca de nuevo.


A partir de la segunda semana, se puede aplicar calor y masaje. En la tercera o cuarta semana el masaje puede  intensificarse parea desfibrosar la cicatriz y realizar estiramientos.
Como:

  • COCAS(Compresas húmedas calientes)
  • IR(Infrarrojos) para conseguir efectos de antiinflamación, antiespasmo, relajación de la musculatura lisa y alivio del dolor.


El ejercicio físico debe retomarse hasta la sexta u octava semana, cuando la fuerza máxima del músculo este recuperada en un 90% y  cuando no haya dolor en pruebas de estiramiento y contracción.

Volver arriba





Regresar de Desgarros Musculares a Terapia Física